Saltar al contenido

Ermita San Saturio

La Ermita de San Saturio está situada en Soria capital en un enclave precioso junto al río Duero, uno de los parajes más bellos que posee la ciudad.

San Saturio es la joya de Soria tanto por la belleza de su arquitectura como por el lugar donde se encuentra. Todos los sorianos están orgullosísimo de esta iglesia y hay incluso una fiesta en honor a este santo, que empiezan en el en el mes de Octubre. De la misma forma las fiestas de San Juan tan conocidas en Soria terminar el lunes de bailas junto a la Ermita de San Saturio.

Se trata de una ermita que está construida en medio de la roca y para poder acceder a ella hay que adentrarse en una cueva. Está separada de la ciudad por el río Duero y posee unos alrededores maravillosos llenos de vegetación.

Si empezamos por la calle Zapatería y andando por la calle Real en pleno casco antiguo de Soria, acedemos a la calle Obispo Agustín, dejando a la izquierda la Concatedral de San Pedro. Según atravesamos el río Duero por el puente viejo dejamos a la izquierda los Arcos de San Juan Duero y la derecha la carretera de Agreda a San Polo, un lugar que invita a la meditación rodeado de una buena arboleda de álamos que hace pensar mucho en todo el encanto que Antonio Machado escribía entre ellos.
Nos dirigimos hacia la ermita por una romántica arboleda, tatuada con flechas y corazones que fueron motivo de inspiración para los versos del poeta. El paseo, junto al vergel ecológico del Duero, podemos observar en los troncos de los arboles como todas las parejas escriben sobre su amor hasta llegar a San Satuirio.

Álamos Con Amor

Después de andar junto al río Duero llegamos a la Ermita San Saturio que es tan bonita que te deja un rato en silencio observando tal encanto.

Una vez que subes las escaleras y adentras en la cueva lo primero que te encuentras es una sala de reuniones llamada el Cabildo de los Heros. En esta sala se encuentra una talla de San Saturio y anteriormente era el lugar en el que se juntaban los labradores para tratar negocios. En esta sala hay un libro para que todos los que visitan la ermita puedan plasmar su llegada a través de una firma. Justo al lado hay otra sala que es el oratorio de San Miguel. Al parecer, San Saturio creó aquí un altar a San Miguel Arcángel.

Si se suben unas escaleras de piedra que parece que están hechas en la propia roca, se llega por fin a la iglesia, que posee una planta octogonal y es sumamente sencilla, quizá por eso tenga tanta belleza.

Acoge en su interior unas impresionantes pinturas al fresco que narran la vida de San Saturio, hijo de una noble familia del siglo V y que fue canonizado por entregar todos sus bienes a los más necesitados y retirarse luego a una vida de anacoreta. También acoge los restos y el sepulcro del santo soriano.
En el interior de la Iglesia se conservan los restos de San Saturio, quien nació en Soria el 8 de mayo del año 493, hijo de una noble familia, que le legó un importante patrimonio que el Santo distribuyó entre los más necesitados para retirarse a vivir como un anacoreta. Fue canonizado el 31 de Agosto de 1743 por el Papa Benedicto XIV.

Cuenta la tradición que en el s. VI el noble soriano Saturio repartió sus riquezas entre los pobres y marchó a vivir a unas cuevas junto al Duero. Su recuerdo se perdió y, en el último cuarto del s. XVI, se encontraron sus restos y creció la devoción hacia el eremitaño hasta el punto de construir un templo en su honor y nombrarlo patrón de la ciudad.

Aquí más abajo os escribo parte de la poesía Campos de Castilla donde Antonio Machado habla de San Saturio.

He vuelto a ver los álamos dorados,

álamos del camino en la ribera del Duero, entre San Polo y San Saturio,

Tras las murallas viejas de Soria –barbacana hacia Aragón, en castellana tierra.

Estos chopos del río, que acompañan con el sonido de sus hojas secas

En él son del agua, cuando el viento sopla, tienen en sus cortezas grabadas iníciales que son nombres de enamorados, cifras que son fechas.

¡álamos de amor que ayer tuvisteis de ruiseñores vuestras ramas llenas;

Álamos que seréis mañana liras del viento perfumado en primavera;

álamos del amor cerca del agua

que corre y pasa y sueña,

álamos de las margente del Duero, conmigo vais, mi corazón os lleva!

¡Recuerda!

Gracias de nuevo por leer cada una de mis publicaciones y ayúdame compartiéndola con tus amigos y conocidos en tus redes sociales, si la has considerado interesante.

Sabías que… tú también puedes tener un blog acerca de tus aficiones y generar ingresos por ello?.

Sabías que…puedes dar un cambio en tu vida para poder tiempo libre?

¡Yo antes estaba como tú!

Aprende a vivir 100% de INTERNET

¡Sígueme!

Shares: 1